Si hay una prenda que es capaz de modificar cualquier look aburrido, es la minifalda. Los vestidos cortos también se han puesto de moda, pero las que arrasan en popularidad son las Minifaldas estampadas.

Aunque puede parecer que solo sirven para llevar con un look casual, existen modelos de lo más elegantes y sofisticados que aportan estilo a cualquier outfit.

Este verano las minifaldas estampadas entran en lo más alto de las tendencias. Atrás quedan los modelos básicos en denim azul o blanco, y cobran un especial protagonismo los modelos estampados gracias a entre otras, Paula Echevarría o Chiara Ferragni.

Las minifaldas estampadas son infalibles en verano

Desde el print animal al estampado floral, pasando por la raya diplomática, hay minifaldas estampadas para todos los gustos.

Al igual que sucede con los shorts, las minifaldas suelen ser prendas muy combinables. Sin embargo, en las últimas temporadas, aunque el largo midi ha ido ganando muchas adeptas, el estilo mini se lleva el premio a la mejor opción veraniega.

Una falda corta es fresca, versátil, y lo más importante, muy cómoda. Y si encuentras los diseños adecuados serás capaz de lucir cualquier look compuesto a partir de básicos.

¿Qué me dices de esta minifalda estampada de poliéster reciclado? es de lo más elegante.

Zara opta por una minifalda con efecto ante en print de leopardo de línea evasé.

Mango, tiene otro concepto más casual de lo que se lleva este verano, prefiriendo una minifalda de vuelo con una línea muy romántica.

H&M tiene dos versiones de una minifalda con volantes, pero a mí, me gusta mucho esta, de color verde, con un poco de brillo. También con un sutil estampado de leopardo.

Combinables con botines, deportivas sandalias y estupendas para lucir con cualquier complemento, estas prendas solo necesitan de una camiseta básica en tonos neutros para ser capaces de arreglarnos cualquier look en menos de cinco minutos.

Deja un comentario